lunes, 6 de abril de 2009

IGLESIA Y TORRE DEL CASTILLO DE TONA

Hay una curiosa iglesia en Tona, un pueblecito cercano a Vic en Barcelona, que tiene una particularidad y es que, en la consagración de la iglesia en 889, asistió la mayoría de la población, y ello quedó reflejado en el documento que testifica esa consagración. Es extraño que en un documento se refleje hasta casi una cincuentena de personas.

Se trata de la Iglesia de Sant Andreu de Tona, (San Andrés de Tona) y ésta está enclavada en un promontorio que domina el actual pueblo de Tona, un tranquilo municipio de unos 7000 habitantes. En ese ancho altozano también está situada la torre del que fuera el castillo.

El origen de la palabra Tona lo explicaba J.Balari (1) aludiendo a que devendría del latín tunna, que significaría abertura o agujero excavado en la tierra. De ahí evolucionaría hasta llegar al nombre de Tona. De hecho, antes de llegar a la gran explanada donde antiguamente estaba la población de tona y aun están la torre y la iglesia, nos encontraremos con una gran abertura excavada, que fue una cisterna de origen íbero.

Esta zona, recordémoslo, fue devastada entre los años 826-827 por el noble godo Aissó y Guillemón, hijo de Berá, depuesto conde de Barcelona. Este noble Aissó, era partidario del conde Berá, de origen confletano o rosellonés. Berá, había obtenido el título de conde de Barcelona tras la conquista de ésta por los francos (801) Así pues era el primer conde de Barcelona y además de origen indígena mixto, es decir, hijo de franco y goda, pero no franco puro. (2) Debido a la ambición de los hijos del conde de Guillem de Tolosa, Bernat y Gaulcem, el conde Berá es desposeído de su título, ocupando su lugar el conde Rampó, de origen franco. Esta desposesión sin motivo aparente es lo que suscitó la rebelión de Aissó, que intentó tomar las ciudades de Barcelona y Girona, ayudado por huestes de sarracenos. Al no conseguirlo devastó toda la zona centro de lo que sería posteriormente Cataluña: Osona, Bagés, el llano de Vic, el Ripollés, etc. dejando toda el área casi despoblada.

Así, años después, durante el concilio de Troyes de 878 es investido conde de Barcelona y Girona, Guifré el Pelós, (Wifredo el Velloso) Este comienza una repoblación y fortificación sistemáticas de aquella zona, unión entre sus condados marinos y pirenaicos. Generalmente la iniciativa repobladora solía partir de los obispos, pero cuando lo que interesaba era una zona estratégica, era el conde quien tomaba la iniciativa para la repoblación. Pero otras veces eran los propietarios del dominio directo de un castillo, los castellanos, quienes tomaban esa iniciativa. (3) Así parece ser que ocurrió en Tona. Según Miquel Coll i Alentorn, los señores, Centurio, como vicario o castellano y Alvar, hijo del anterior, junto a algunos de los primeros colonos ayudaron y fomentaron la repoblación de la comarca. En 889 la zona ya está lo suficientemente habitada para que se consagrara la iglesia y se formara una parroquia.

Esta es la iglesia que hoy día podemos contemplar que, aunque fue fundada en el siglo IX, se restauró y se remodeló en el siglo XI. En su interior se pueden observar tumbas antropomorfas datables hacia el siglo X. La planta es de una sola nave, con ábside circular con decoraciones en arcadas lombardas y dos capillas laterales. El campanario y el crucero son del siglo XII.

El castillo viene datado documentalmente en el año 927 y hoy solo queda lo que debió ser la torre de homenaje. Esta, por su construcción y la obra en encofrado, parece ser de origen romano. En el siglo pasado se llevaron a cabo unas excavaciones que revelaron diferentes estratigrafías de periodo medieval con abundante cerámica.

Finalmente en 1989, durante la celebración de los mil cien años de la consagración de la iglesia, se situó cerca de ella una estela de piedra que recuerda a los hicieron posible la consagración y que eran, además, habitantes de aquella población. Allí se pueden leer nombres como, Galieno, Centurio, Gotmar, (obispo de Vic, que regaló las casas inmediatas a la iglesia), Recadero, Adanagildo, Adroer, Sulmo, Regisendo, Servando, Simplicio, Blanderico, Ariolfo, Godomiro, Teuredico, Savarico, Todolfo, Eroigio, Berá, etc

Visitar esa iglesia es como viajar al pasado, sobretodo si no hay nadie más y además esta lloviendo, como tuve yo la fortuna.

Hoy mejor que un link, les dejo este video con algunas fotos de la iglesia y la torre, que lo disfruten.

Salud.

The Damned.



video

Notas :

1) Josep Balari i Jovany. Los Origenes Históricos de Cataluña. 2 vols. BCN 1897

2) Coll Alentorn, Miquel. La marxa cap a la independència de Catalunya (877-988)

(La marcha hacia la independencia de Cataluña (877-988)). Barcelona 1988.

3) Coll Alentorn, op. cit.


Bibliografía:

--- Coll Alentorn, Miquel. La marxa cap a la independència de Catalunya (877-988) (La marcha hacia la independéncia de Cataluña (877-988)) Barcelona 1988.